Con motivo al YoMo tuve la oportunidad de impartir un Workshop de 2 horas y media a un grupo de jóvenes en el Centro Cívico de Barcelona La Casa del Rellotge.

 

El YoMo se celebra bajo el paraguas del archiconocido Mobile World Congress, una semana antes de este. Este evento va enfocado a los jóvenes y su objetivo es acercarles la tecnología educativa.

 

La verdad, creo que la tecnología en las aulas a pesar de que está dando los primeros pasos, aún le queda mucho que recorrer. Además, desgraciadamente, la tecnología que está entrando en los colegios es tecnología privativa. La cual ofrece solo su software y su material. Haciendo imposible hacer proyectos que abarquen más de este kit inicial.

 

Pero poco a poco, el colectivo de docentes se va dando cuenta de estas limitaciones y van intentando llevar a las aulas más tecnología de todo tipo.

 

Después de meses preparando la formación llegó el día en el que tuve la oportunidad de participar en esta actividad. La verdad es que tuvo mucho éxito de asistencia, superando las expectativas iniciales. Por lo tanto, muy satisfecho en este aspecto.

Formación YoMo

Hubo alumnos que conocían Scratch pero otros no, y fue todo un reto, llevar un grupo con tantos niveles de conocimiento tan diversos. Pero lo conseguimos!

 

Conocimos la interfaz de Scratch. Conocida para muchos y totalmente desconocida por muchos otros. Fue todo un reto impartir clase en un grupo con tanta gente con niveles tan diferente. Sin embargo, lo conseguimos!

 

Pero en la última hora entró en escena un nuevo elemento, desconocido para todos, el Makey Makey. Allí, tanto unos como otros, estaban expectantes sobre lo que podía ofrecer ese mando.

Makey Makey con Frutas 2

Jugamos con fruta, y con sus propios cuerpos. Descubrimos la magia de la conductividad y como nos podíamos divertir dando palmadas mientras programábamos nuestros propios juegos.

 

Una vez vista la teoría y puesta en práctica, tocaba ir a lo grande y empezar a jugar!

Maping YoMo

Salimos a fuera, donde ya teníamos montado el proyector iluminando toda la fachada del edificio. Y empezamos a jugar como niños, y nunca mejor dicho.

 

Fue toda una experiencia para todos y cada uno de nosotros. Lo disfrutamos cada uno a su manera, pero nos lo pasamos en grande. Y como muestra, un botón.

Jugando

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies