Disculpad mi demora con este nuevo artículo, pero como siempre, cuando hay cambios, sales de tu zona de confort y esto hace que hasta que no vuelves a la normalidad tengas que priorizar algunas cosas. Además, como cualquier mortal, también he necesitado mi período de vacaciones para perderme y desconectar.

Pero sí, empiezo una nueva etapa profesional. Yo la vida, tanto personal como profesional, las entiendo como un conjunto de fases o etapas que hay que ir pasando de forma consecutiva. Por supuesto, habrá algunas de las que guardaremos mejor o peor recuerdo, pero todas tienen su lado positivo.

A partir de este mes de septiembre, empiezo a formar parte del claustro de profesores del Centre Tècnic Vallès de Les Franqueses del Vallès (Barcelona). Después de algunos años, podré impartir de forma continuada como profesor de automoción. Estudios de los cuales profesionalmente son los que menos rendimiento les he podido sacar.

Nueva Etapa

La verdad es que es todo un reto, 28 alumnos, 28 mundos con los que lidiar, 28 personas a las que volcar todo el conocimiento posible y sacar lo mejor de ellas. Sé que seguramente algunos dejaran la aventura a medio camino, pero estoy seguro que los que sigan estarán satisfechos de haber seguido hasta al final. Y es que así ha sido mi experiencia como profesor, los que han llegado al final, han sido conscientes del cambio sufrido desde el principio hasta el fin.

Y es que este es mi principal objetivo como profesor, cambiar personas. Por supuesto, quiero que aprendan, que mejoren y que día a día sean mejor gente, mejores profesionales. Y es que, desgraciadamente, en este mundo, personas con una titulación hay muchas, pero que sean verdaderos profesionales…. Hay muy pocas.

Por supuesto, mantendré activo el blog como siempre, y compartiré proyectos, algunos a lo mejor con contribución de los alumnos, al cual será un placer ejercer como altavoz para darlos a conocer.

Esta nueva etapa me obliga a colgar la camisa y la ropa formal para enfundar de nuevo el mono de trabajo y ponerme debajo de los coches a ensuciarme como antaño. Sin embargo, esta vez es diferente, ya que es para enseñar, y creo que es lo mejor del mundo. Compartir conocimientos de forma bidireccional. Ya que yo siempre considero que todos tenemos mucho para aprender, el profesor incluido.

Nueva Etapa

Vivimos en un mundo globalizado y con adelantos diarios, con lo cual es muy complicado estar al día de todo. Por lo tanto, nadie puede ser un Dios de nada ya que siempre habrá algo que no domine. Y creo que es bueno ser humilde y saber aprender de los alumnos.

Serán 9 meses intensos, con sorpresas, con tensión, con risas, con esfuerzo y sudor. Pero deseo que los 28 alumnos a los que tutorizo lleguen a buen puerto y puedan pasar al siguiente curso por méritos propios.

Ya os iré contando.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies